Qué bonitos talleres!!!

El otro día mi amita dio un Taller de Asesoría de Imagen junto con la tía Maribel, y me contaron sus impresiones.

Resulta que este taller era gratuito y estaba lleno, no cabía más gente. Lo que me dejó MARAvillada fue saber que dos semanas antes, mi amita había ofertado un taller a 22 euros y no se había apuntado nadie.

Podéis decirme…es que el del otro día era gratuito!!!! claro, ésa debe ser la razón!!!…. pero no es tan fácil, hay algo más …. y es que, a veces, queremos ahorrarnos los 22 euros y obtener lo mismo de un taller de pago que de uno gratuito.

Yo no es que entienda mucho de dinero, pero tengo claro que no puede ser lo mismo algo regalado que algo que se paga. Espero que los asistentes también lo entendieran así, porque sino……..

Mi amita dice que lo malo de esta época extraña que estamos pasando es que todos queremos las cosas gratis…como “estamos en crisis”!!!!. Pero si tú estás mal de dinero para pagar, la persona que hace el trabajo también necesita el dinero para vivir. Pero luego resulta que lo que no vale dinero no se valora (qué raros son los humanos).

Bueno, dejando a un lado la filosofía barata, lo cierto es que hay un verdadero interés y una inquietud por saber lo que sienta bien y cómo vestir mejor … pero nadie quiere invertir en ello. Para que nos entendamos, la gente necesita un coche para moverse pero que no consuma combustible.

Por lo que yo he podido saber, no existen los filetes gordos y que pesen poco; ¡¡¡a mí me lo van a decir!!!

En estos tiempos, más que nunca, hace falta conocer qué conviene comprar y cómo optimizar lo que hay en el armario, ahorrar tiempo y, sobre todo dinero. Que me lo ha dicho mi amita!!!!