Combinar minimalismo y “barroco”

Es una forma de decirlo, pero esta mezcla es una de las más frecuentes que hacemos. La solemos llamar cómo combinar básicos, es decir, usando unas prendas básicas como puede ser un vestidito negro, una camisa blanca, un tejano... añadirle unos toques de locura.

Viene a ser algo parecido a lo que comentábamos en el post anterior, solo que con pequeños matices. En este caso que nos ocupa, se trata de montar el estilismo con básicos y añadirle los toques barrocos con complementos como bolsos, zapatos o joyas.

minimal-barroco1

Como habréis podido apreciar a lo largo de los post de este mes, distinguir si nuestra mezcla es de lujo/sport, clásico/moderno o minimalismo/barroco, es difícil porque la delgada línea que separa estos conceptos y estilos es muy fácil de traspasar, y así debe de ser.

Yo te diría que mezclar minimalismo/barroco tiene el matiz del "barroco". Se trataría de que la mezcla se note mucho, que los complementos tomen todo el protagonismo, sin complejos, de manera que los básicos sean solo el marco sobre el que pintamos nuestro resultado final, todo lo recargado que queramos.

minimal-barroco2

Supongo que habréis escuchado un millón de veces aquello de que "menos es más" pero voy a romper ese mito. Menos es menos, y más es más; ni es mejor lo uno ni lo otro, depende del momento y de la persona. Si siempre pretendemos estar en el menos, a costa de ser sosas y sin estilo, allá cada una, pero el peligro de intentar minimizar porque sí es que nos quedemos a medias, sin ser elegantes si no más bien anodinas.

No siempre la elegancia está en lo simple, lo diga quien lo diga; hay estilos de mujer que necesitan una cierta dosis de recargo, de barroquismo, para expresar de verdad su personalidad.

Así que no te cortes, exprésate con las mezclas que más se adapten a tu personalidad, nadie lo hará por ti. SUERTE!!!