Black and White

Cuando tenemos dudas de qué ponernos recurrimos al color negro, es la apuesta segura; pero no debemos olvidar que, combinado con blanco el negro gana, y el blanco también.

Solo hay que tener en cuenta algunas normas para que la combinación sea siempre ganadora. A saber, ya que tienes un color claro y otro oscuro, usa el primero en la zona de tu cuerpo que quieras resaltar o que parezca más grande, y usa el color oscuro en la zona que quieras que parezca más delgada o menos voluminosa.

Las rayas en estos dos colores también son tus aliadas para parecer más esbelta, úsalas en sentido vertical. El negro casi completo, con un toque de blanco, hace que el color oscuro resalte más y le da otro volumen a las prendas. Si usas el color blanco en la parte superior del cuerpo y no quieres que te añada demasiado volumen, usalo con prendas de formas o volúmenes desestructurados. Estas normas te pueden servir para que combinar estos dos colores te dé siempre buen resultado. Suerte y a probar!!
  • Negro y blanco hacen una grandiosa combinación cuando, como dices bien, se equilibran en forma razonada (y juguetona, ¿por qué no?).

    • Así es, y lo vemos cada año, es rara la temporada en que esa combinación no sea la propuesta de algún diseñador, es una apuesta segura y elegante.

  • Tu chaqueta en el segundo ejemplo está de fábula: lindísima.